Gobierno Vasco destina 19,5 millones de euros a pagar las excedencias por paternidad, que no serán retroactivas

    Fuente:
  • Agencia Europa Press
  • El decreto que regulará estas prestaciones se aprobará en otoño de 2019

El Gobierno Vasco prevé destinar el próximo año 19,5 millones de euros para pagar las excedencias de progenitores no gestantes durante 16 semanas, una prestación que se prevé implantar a partir de otoño de 2019 y que no se podrá solicitar con carácter retoactivo, según ha anunciado la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Beatriz Artolazabal.

Artolazabal ha presentado este miércoles, ante la Comisión de Hacienda y Presupuestos del Parlamento Vasco, el proyecto presupuestario de su departamento para 2019, que asciende a 1.228 millones de euros.

La consejera ha confirmado que el Ejecutivo introducirá en 2019, de forma "gradual", la prestación para la cobertura de las excedencias para progenitores no gestantes. La prestación se otorgará por un periodo de 16 semanas, en los doce meses inmediatamente posteriores al nacimiento del hijo o hija, y en un período distinto al del permiso de maternidad.

La cuantía de estas ayudas será equivalente al 100% de la base de cotización, y la partida reservada en el proyecto de presupuestos de 2019 para este programa es de 19,5 millones de euros.

Artolazabal ha explicado que el Gobierno prevé aprobar en otoño del próximo año el decreto que regulará estas prestaciones, que no tendrán un carácter "retroactivo". La aplicación gradual de la medida implica la extensión de la misma, en una primera fase, a segundos hijos y sucesivos, según ha manifestado la consejera.

POLÍTICAS DE FAMILIA

El presupuesto global para políticas de familia es de 82 millones de euros, lo que implica un crecimiento del 14,21%. El Programa de Conciliación que se desarrolla en el Servicio Vasco de Empleo-Lanbide está dotado con 2,2 millones de euros, y está orientado a favorecer la conciliación de las personas trabajadoras incentivando a las empresas.

Además, en 2019 se seguirá impulsando el acompañamiento individualizado a las empresas vascas -especialmente pymes- para la implantación de medidas de conciliación de la vida personal, familiar y laboral.

El Departamento de Empleo y Políticas Sociales potenciará el Observatorio de la Infancia con la realización de un estudio previo para un nuevo programa de prevención de violencia filio-parental.

Además, se realizará otro estudio acerca de la violencia sobre los menores para conocer necesidades e implementar acciones. El Programa de Familia incluye actuaciones para combatir la brecha salarial entre mujeres y hombres, unas medidas que están dotadas con 295.000 euros.

En el presupuesto del Departamento de Empleo y Políticas Sociales se incluye la asignación para Lanbide-Servicio Vasco de Empleo, que asciende a 884.967.000 euros. De esta suma, 28,10 millones de euros se reservan para el programa de Estructura y Apoyo de Empleo y Políticas Sociales, que incrementa sus dotaciones con respecto al ejercicio anterior en 617.947 euros, un 2,2% adicional.

RGI Y PCV

Otro 489,27 millones de euros del presupuesto de Lanbide se destinan a la inclusión social, de los que 470 millones se dedican al pago de las prestaciones de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) y la Prestación Complementaria de Vivienda (PCV).

El Ejecutivo prevé incrementar en un 2,25% la cuantía de la RGI el próximo año, la misma subida prevista para el sueldo de los empleados públicos. La partida de las Ayudas de Emergencia Social (AES) asciende a 27,5 millones de euros.

En materia de empleo se pervé una inversión de 22 millones de euros para medidas de apoyo a jóvenes parados, mayores de 55, mujeres en desempleo, perceptores de la RGI, y parados de larga duración.

La consejera ha explicado que la disminución de esta partida respecto a presupuesto anteriores se debe a que la mejora de la economía y del mercado laboral ha disminuido la demanda de etas prestaciones, destinadas a personas con escasos recursos económicos.

El Gobierno consignará 41,5 millones de euros para los centros especiales de empleo, dedicados a la inserción laboral de personas discapacitadas. Más de 256 millones de euros del presupuesto se destinarán a políticas de empleo, lo que supone un incremento de un 6,2% respecto al presupuesto actual. Además, Lanbide dedicará a formación 110,7 millones de euros, con un incremento de 2,3 millones.

El Gobierno Vasco prevé destinar el próximo año 4,5 millones de euros a las instalaciones de la red de Oficinas de Lanbide, con el fin de reorganizarlas para mejorar la atención a los ciudadanos. También se prevé un impulso para la digitalización de este servicio, objetivo al que se destinarán 1,8 millones de euros.

JUVENTUD

En el ámbito de la juventud, se consignan 6,5 millones de euros para el programa de Garantía Juvenil, orientado a la formación y contratación de jóvenes desempleados. A su vez, el programa para la transición educativa al mundo laboral cuenta con una dotación de tres millones de euros, mientras que el programa para el retorno juvenil dispondrá de un millón y medio de euro; y el plan de fomento del emprendimiento contará con medio millón de euros.

El proyecto presupuestario reserva 33,9 millones de euros para servicios sociales. Entre las iniciativas previstas en este campo, se encuentra el servicio de Teleasistencia 'betiOn', dotado con 9,4 millones de euros.

En materia de migraciones, las cuentas contemplan una partida de 5,8 millones de euros. El próximo año se empezarán a poner en marcha las acciones del 'V Plan de Actuación en el Ámbito de la Ciudadanía, Interculturalidad e Inmigración 2018-2020', para lo que se reserva una partida de 149.445 euros.

El Ejecutivo destinará un millón de euros a financiar recursos destinados para migrantes en tránsito, y 664.000 euros para potenciar el Programa Harrera, dirigido a migrantes que desean asentarse en Euskadi.

En materia de diversidad destacan las actuaciones en materia de Inmigración, LGTBI y Pueblo Gitan. Dentro de éste área se ubican las partidas para el Servicio Vasco de Integración y Convivencia Intercultural Biltzen, con 918.000 euros, y a el Servicio Berdindu, con 215.000 euros.