La Seguridad Social se une con Inspección de Trabajo para luchar contra el fraude

    Fuente:
  • Agencia Europa Press

La Tesorería General de la Seguridad Social y la Inspección de Trabajo han suscrito un convenio de colaboración entre ambos organismos para intensificar la lucha contra el fraude en el ámbito de la Seguridad Social.

El objetivo del convenio es "intensificar y hacer más eficaces las labores de fiscalización y control del cumplimiento de las obligaciones establecidas en el área de Seguridad Social y, en general, dentro del ámbito de la política de protección social del Departamento", según la resolución del Ministerio de Trabajo publicada este martes en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Ambas administraciones gestionarán asuntos comunes y colaborarán en la tramitación de los asuntos o materias sobre los que se centra la actuación inspectora, elaborarán un Plan de Objetivos para la lucha contra el fraude en la Seguridad Social, que será presentado este miércoles y comprenderá desde agosto a diciembre del año 2018 (siempre y cuando el convenio haya adquirido eficacia antes del 1 de agosto de 2018) y estará enfocado a combatir formas concretas de fraude.

El plan recogerá de forma expresa y cuantificada los compromisos de cada parte para cada una de las acciones a acometer, incluyendo plazos de ejecución y de puesta a disposición de las mismas de los resultados obtenidos en cada caso.

Para la implementación de este plan, se destinará del Presupuesto de la Tesorería General de la Seguridad Social una partida de 960.000 euros (576.000 en 2018 y 384.000 en 2019), aunque podrá acordarse la asignación de créditos y de recursos materiales y humanos por la parte que corresponda, en número y/o cuantía que garanticen realizar las acciones comprometidas.

Con la aprobación del convenio también se facilitará el acceso de la Inspección de Trabajo a los datos de la Tesorería de la Seguridad Social.

Otro de los puntos contempla el perfeccionamiento profesional mutuo y recíproco en el conocimiento y utilización de las aplicaciones informáticas necesarias para llevar a cabo las funciones y cometidos encomendados tanto a la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, como a la Tesorería General de la Seguridad Social, así como en cualquier otra materia que se considere de utilidad.