Ocho de cada diez empleados de banca está inseguro en su puesto y la mayoría no se siente respetado

    Fuente:
  • Agencia Europa Press

El 80% de los empleados del sector bancario se encuentra inseguro en su puesto de trabajo, al tiempo que la mayoría (98%) no se siente respetado por los ciudadanos ni por sus propios superiores, algo que consideran que se ha deteriorado "desmesuradamente" desde la crisis.

Así se desprende de una encuesta elaborada por la organización sindical independiente del sector Fine, que cuenta con 30.000 afiliados de entidades bancarias, y que también constata la visión negativa que el 91% de trabajadores del mundo de las finanzas tiene respecto al clima laboral y su posibilidad de que mejore en los próximos años.

"Los resultados revelan que los empleados de entidades financieras no reciben suficiente apoyo de sus superiores cuando se enfrentan a situaciones conflictivas, tampoco reciben formación ni cuentan con recursos suficientes para afrontar momentos delicados, ni mucho menos se sienten apreciados por la sociedad", ha explicado el presidente de Fine, Luis José Rodríguez Alfayete.

El directivo ha asegurado que la crisis económica ha golpeado al empleado de banca "por doble partida": como trabajador y como persona, ya que además de sufrir directamente los efectos de los recortes laborales en el sector, tiene las mismas preocupaciones e inquietudes que el resto de ciudadanos.

Entre otros datos que recoge la encuesta, el 84% reconoce padecer sobrecarga de trabajo que le ha provocado trastornos del sueño, ansiedad o estrés, de los que al menos un 44% ha precisado de medicación. Además, el 69% de los empleados percibe falta de personal en las oficinas y cree que por culpa de los recortes ha tenido que verse obligado a alargar su jornada laboral.

De igual forma, el 77% se siente poco valorado por sus superiores y el 46% opina que sus condiciones de trabajo no le permiten desarrollar su labor con normalidad. Respecto a la conciliación, el 63% dice haberse perdido alguna actividad de sus hijos por motivos laborales, el 43% no ha podido acudir a una reunión familiar o el 27% ha tenido que cancelar un viaje.