Juntas de Bizkaia aprueban en comisión el proyecto para la reforma fiscal pactada por PNV, PSE-EE y PP

    Fuente:
  • Agencia Europa Press
  • PNV, PSE y PP defienden los cambios acordados en materia fiscal mientras Podemos y EH Bildu creen que supone avanzar en un sistema "injusto"

Las Juntas Generales de Bizkaia han aprobado en la Comisión de Hacienda celebrada este 9 de marzo el proyecto de Norma Foral para la reforma fiscal pactada por PNV, PSE-EE y PP, después de que, previamente, haya sido rechazada la enmienda a la totalidad planteada por Podemos.

En concreto, se ha dado luz verde en comisión, para su aprobación definitiva en Pleno, al Proyecto de Norma Foral de medidas tributarias y de Fondos de inversión a largo plazo europeos (FILPEs).

En su primer título, regula el tratamiento tributario de los fondos de inversión a largo plazo europeos y se establecen beneficios fiscales a aquellos contribuyentes que realicen aportaciones a estos fondos.

El segundo título del Proyecto de Norma Foral propone numerosas medidas en varios tributos de la imposición directa, IRPF, Patrimonio, Sociedades, Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, Sucesiones y Donaciones, y el régimen fiscal especial de las cooperativas, así como en la Norma Foral General Tributaria.

En concreto, esta reforma contempla una rebaja del tipo general del Impuesto de Sociedades en dos años del 28% actual al 24%; y el de las pymes, del 24% al 20%. Por otra parte, el tipo mínimo de tributación subirá en dos años del 13% al 17% para grandes y medianas empresas, y del 11% la 15% para pequeñas y microempresas. Asimismo, se introducen una serie de modificaciones en las deducciones establecidas hasta ahora.

En la Comisión, se ha rechazado en primer lugar la enmienda a la totalidad de Podemos y, posteriormente, se han sometido a votación las enmiendas parciales. Únicamente han salido adelante las tres del equipo de Gobierno, de carácter más bien técnico, y que han contado también con el apoyo del PP pese a que no las había firmado. Por su parte, las 36 planteadas por EH Bildu han sido rechazadas.

PODEMOS

En su defensa de la enmienda a la totalidad, Podemos Bizkaia ha asegurado que el proyecto fiscal presentado es un "apaño fiscal" pero no una reforma integral para hacer la fiscalidad "más justa" porque va a "beneficiar" a una minoría, mientras va a "perjudicar" a la mayoría.

Esta formación ha señalado que, con esta reforma, "algunos van a pagar menos impuestos" y ha calificado de "preocupante" que se rebaje el tipo del Impuesto de sociedades. A su juicio, las rentas de trabajo van a seguir "soportando" el pago de los impuestos, mientras las de capital continuarán en sus "permanentes vacaciones fiscales pagadas".

Por otra parte, ha afirmado que es una "idea zombi" decir a los ciudadanos que bajando el Impuesto de Sociedades se va a recaudar más. "Queremos un aumento progresivo del impuesto de sociedades, especialmente para las grandes empresas, que nos lleve de aquí a unos años al 35% en este impuesto", ha agregado.

Podemos ha considerado "decente y coherente" presentar una enmienda a la totalidad y no enmiendas parciales porque no están de acuerdo con los principios rectores del proyecto y ha señalado que será en el pleno de Juntas Generales cuando las presentarán. Por último, ha indicado que poca gente "va a entender" que el PSE-EE "apoye este apaño".

PNV

Por su parte, el PNV ha asegurado que "la historia se repite" y nuevamente Podemos no ha presentado enmiendas parciales, en este caso, a este proyecto.

La formación jeltzale ha manifestado que a Podemos no lo gusta que se quiera "fomentar la actividad emprendedora", que se intente facilitar la implantación de nuevos proyectos empresariales" o que se aseguren los recursos para el sostenimiento de los servicios públicos.

El PNV ha añadido que la formación morada no quiere que, en la lucha contra el fraude, con las modificaciones introducidas, se "aumenten las multas". "Todo esto es lo que pretendemos con esta modificación", ha manifestado.

Tras indicar que "apaño" es el planteamiento que realiza Podemos, ha señalado que, aunque es cierto que se reduce el tipo nominal del Impuesto de Sociedades, ha recordado que también se limita la capacidad de compensar las pérdidas de ejercicios anteriores en los años en que tengan beneficios o se modifican deducciones. Por último, ha reprochado a Podemos que diga "sin rubor" que la rentas de capital disfrutan de unas "vacaciones fiscales pagadas".

EH BILDU

Por su parte, EH Bildu ha visto rechazadas todas sus enmiendas y ha apoyada la de totalidad presentada por Podemos, pero no porque estuviera de acuerdo con el planteamiento de esta formación, a la que ha reprochado que no presentara enmiendas parciales, sino porque hubiera implicado la devolución del proyecto.

La coalición abertzale ha asegurado que es "injusta" la rebaja del Impuesto de Sociedades, ya que las empresas van a pagar "cada vez menos" impuestos y el peso de los trabajadores en la recaudación es "cada vez mayor".

Tras señalar que esta reforma es "incompatible" con el mensaje de que "quien más tiene, más paga", ha afirmado que no va a haber "recaudación suficiente" para hacer frente, "de manera adecuada" a las necesidades sociales del Territorio. EH Bildu ha señalado que se han impulsado "cambios de calado en sentido contrario a lo que debería ser un sistema justo, progresivo y equitativo".

PSE

El PSE ha denunciado que lo que ha hecho Podemos Bizkaia con su enmienda a la totalidad es "dibujar sin rubor una realidad paralela que prescinde de datos" y "hechos objetivos". "Eso es postverdad", ha añadido.

Los socialistas ha reprochado a este partido que se permita el "lujo de dar lecciones" y ha señalado que su enmienda pone de relieve "su incapacidad para poner "negro sobre blanco cualquier propuesta". En este sentido, ha aludido al hecho no hayan presentado ninguna enmienda parcial al proyecto.

A su juicio, con su enmienda "se ponen el mundo por montera" y lo que hacen es "construir un castillo en el aire", lanzando mensajes como que la reforma de 2013 tuvo "efectos muy negativos" en la recaudación". Según el PSE-EE, lo que pretende Podemos es "tratar de marcar el paso" a su partido, "pero llegan tarde".

Tras indicar que esta reforma es "muy parecida" a la apoyada por Podemos y EH Bildu en Navarra, ha asegurado que, con este proyecto, las empresas "pagarán más porque se recaudará más". Según ha manifestado, lo que importa es el "tipo efectivo" del Impuesto y ha rechazado el "discurso simplista y ramplón" de centrar el debate en el tipo nominal.

Tras asegurar que son la única izquierda que "influye" y que "garantiza" la recaudación para mantener los servicios públicos, ha insistido en que "van a pagar más muchas empresas" porque se limitan deducciones.

PP

Por su parte, el PP ha denunciado que esta enmienda a la totalidad "dibuja un panorama desolador" y presenta un Territorio "poco menos que apocalíptico" con una "gran mayoría" de ciudadanos viviendo en "exclusión" y una minoría "en la abundancia" gracias a prácticas "poco ejemplares".

Tras indicar que este "dibujo" es "francamente irreal" porque en Bizkaia hay "deficiencias, dificultades y carencias" y gente que "sufre exclusión", pero una "amplia mayoría goza de cierto nivel de bienestar".

El PP ha rechazado que no sea un sistema justo y se ha preguntado si no es progresivo que las rentas por debajo de 15.000 euros no tributen. Esta formación, que ha defendido "mimar" a los "buenos contribuyentes" para evitar posibles tentaciones", en referencia a las empresas, ha rechazado que la reforma de impuestos planteada convierta Bizkaia en un "paraíso fiscal" y ha indicado que, incluso con las modificaciones introducidas, el Impuesto de Sociedades sigue siendo "superior al de muchos países europeos".

Por último, ha indicado que quería ser "más ambicioso" y llegar también al IRPF pero cree que la reforma pactada es "equilibrada" y permitirá mantener la recaudación y a futuro aumentarla.