Fomento se arriesga a otro recurso de la CNMC ante el Supremo al defender sus medidas para las VTC

    Fuente:
  • Agencia Europa Press

El Ministerio de Fomento ha ratificado los últimos requisitos aprobados para las empresas de alquiler de vehículos con conductor (VTC), las firmas como Uber y Cabify, ante el requerimiento de anularlas realizado por parte de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMV), con lo que se arriesga así a un posible nuevo de este órgano ante el Tribunal Supremo.

"El Gobierno responderá a la CNMC en defensa de las medidas aprobadas por Real Decreto, al considerar que no vulnera norma alguna de competencia", aseguró el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna.

De la Serna se refirió de esta forma al requerimiento que el 'superregulador' le remitió la pasada semana para que derogara las últimos requisitos aprobados para el sector de VTC, de las empresas como Uber y Cabify, en el que advirtió de que en caso de no anularlas las recurriría ante el Alto Tribunal.

El órgano que preside José María Marín Quemada considera "injustificadas" estas medidas, al estimar que suponen "barreras" para la libre competencia y perjudican a los usuarios de los servicios VTC.

No obstante, el ministro de Fomento considera que las medidas, aprobadas por Real Decreto a finales del pasado mes de diciembre, "mantienen intacta la regla de competencia" y "no supone perjuicio para ningún sector".

De esta forma, De la Serna avanzó que "el Gobierno responderá al requerimiento de la CNMC defendiendo las medidas aprobadas", al asegurar que "no se vulnera ninguna norma de Competencia".

SEGUNDO RECURSO AL SUPREMO

El recurso contencioso administrativo que el 'superregulador' ha advertido que presentará en contra de estas medidas se sumaría al que ya interpuso en 2015, también en contra de las medidas aprobadas entonces para regular el sector, en ese caso, la de conceder una licencia este tipo de empresas por cada treinta dadas al taxi. Este recurso está aún pendiente de resolución.

Ahora, la CNMC solicita anular los nuevos requisitos impuestos por Fomento a las VTC a finales de 2017, después de un ejercicio en el que los taxistas llevaron a cabo distintos paros y movilizaciones en contra de la competencia desleal que, según denuncian, presentan empresas como Uber y Cabify.

En virtud de dichas medidas, las empresas de VTC no pueden vender o ceder sus licencias en los dos años siguientes a su concesión. Además, deben inscribir en un registro telemático público todos los servicios que realicen, con el fin de facilitar su control para garantizar que se atienen a lo que recoge la ley para este nuevo servicio de transporte urbano.

De la Serna mantiene que estos nuevos requisitos tienen como objetivo garantizar que "no se especule" con las licencias de VTC y "favorecer los mecanismos de control".

"Es cierto que se trata de medidas solicitadas por el sector del taxi, pero el Gobierno y Fomento no creen que supongan una vulneración o una discriminación a las VTC respecto al taxi", aseguró el ministro. "Seguimos defendiendo al sector del taxi y también al de VTC por los servicios legales que presta", concluyó tras inaugurar el congreso mundial de gestión del tráfico aéreo 'World ATM Congress'.